Tormenta en Nokia

Hace unos días Nokia anunciaba su estrategia para el futuro: Windows Phone 7. La respuesta no se hizo esperar, generando una tormenta que todavía dura y que, lejos de amainar, parece que se va a hacer mas fuerte.

La noticia saltó el pasado viernes, 11 de febrero; Stephen Elop, el actual CEO de Nokia, anunciaba la nueva estrategia de la empresa, consistente en la migración a Windows Phone; este acuerdo implica el abandono de MeeGo, que Symbian se utilizará solo en los modelos de gama baja y que la tienda de aplicaciones de Microsoft se convertirá en la fuente primaria de software para los teléfonos Nokia.

Nokia

¿Que problemas plantea esta decisión? Para empezar, Windows es un sistema muy rígido, con unas prestaciones y unas necesidades muy bien definidas, lo que significa que Nokia va a tener muy poco margen para la creatividad; sus futuros teléfonos basados en Windows, como ya ocurre con las PDAs basadas en este sistema, serán todos prácticamente iguales. Otro problema es que Windows tiene unos requerimientos de hardware muy elevados, ninguno de los teléfonos actuales de Nokia tiene potencia suficiente para correr Windows Phone 7, lo que significa que la compañía finlandesa perderá la que ha sido su seña de identidad.

La gran diferencia de los teléfonos Nokia es la duración de la batería. En un mundo en el que lo normal es que tengamos que cargar nuestro smartphone cada día, los móviles de Nokia es perfectamente normal que aguanten una semana. El motivo es que Nokia utiliza un hardware mucho menos potente que sus rivales, lo que supone un consumo de energía mucho menor, pero obliga a hacer verdaderos juegos malabares con el software para que pueda funcionar en estas plataformas tan mínimas. Esta es la razón de que Symbian tenga un aspecto «antiguo», que no tenga ninguno de los efectos visuales que vemos en otros teléfonos. Con Windows esto se terminará, los Nokia también tendrán que ponerse a cargar cada noche.

Nokia

En resumen, con este cambio de estrategia Nokia renuncia a ser la empresa imaginativa e innovadora que ha sido siempre para convertirse en un fabricante del montón.

Aunque este anuncio no tardó en generar respuestas; para empezar, las acciones de Nokia empezaron a desplomarse en una caída que, ayer lunes, llegaba al 20%; luego, los sindicatos se pusieron en pie de guerra, ya que este cambio de estrategia supone el abandono de muchas de sus líneas de trabajo, lo que podría suponer hasta 6000 despidos; aunque las noticia mas interesante saltó ayer mismo: Stephen Elop es uno de los mayores accionistas de Microsoft, con lo que las motivaciones de Elop quedan en entredicho.

Elop se defiende diciendo que sus planes acerca de Windows no eran ningún secreto, que la cúpula de Nokia los conocía desde el mismo momento en que le contrataron, lo que nos lleva a una pregunta que ya se planteó el mismo viernes: ¿Es esta alianza el preludio de la compra de Nokia por parte de Microsoft? Si esto es así, entonces llegamos a la conclusión de que Elop fue contratado para gestionar y ejecutar esta venta.

Nokia

La última noticia es que un grupo de accionistas de Nokia están buscando apoyos para la asamblea general que se celebrará el próximo 3 de mayo, con el objetivo de despedir a Elop y anular el acuerdo con Microsoft.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Widget By Best Accounting Services