La colisión orbital puede haber sentenciado al Hubble

La nube de basura espacial generada por la colisión entre dos satélites supone un grave riesgo para la misión de reparación del Hubble, por lo que podría cancelarse definitivamente.

La NASA lleva meses preparando la misión de reparación del Hubble. Esta misión tiene previsto realizar una serie de reparaciones vitales, sin las cuales el telescopio quedará fuera de servicio el año que viene.

Pero la colisión entre los satélites Iridium 33 y Kosmos 2251 ha generado unos 600 fragmentos de chatarra que se mueven por el espacio a unos 28.000km/h. A esta velocidad, incluso el fragmento mas pequeño puede provocar daños muy graves en una nave espacial.

El riesgo es todavía mayor en el caso de los astronautas durante una misión en el exterior (un paseo espacial), ya que sus trajes no disponen de ningún tipo de protección contra impactos.

El problema es que el Hubble sigue una órbita bastante cercana a la de la nube de chatarra, con lo que la probabilidad de una colisión se ha calculado en 1 sobre 185, muy por encima del límite máximo de riesgo, que es de 1 sobre 200.

En una o dos semanas se decidirá si la misión de reparación del Hubble se lleva adelante o se cancela.

FUENTE: DiscoveryNews.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Widget By Best Accounting Services